El plástico y su importancia  en la agricultura
23 Oct 2020

El plástico y su importancia en la agricultura

El cuidado de los cultivos es una pieza clave para el nivel de producción y calidad de los mismos. Debido a la gran demanda de alimentos, flores, entre otros, la industria de la agricultura ha tenido que buscar soluciones para generar una mayor cantidad de productos sin descuidar los estándares que demanda la población. Una de estas soluciones han sido los plásticos para la agricultura.

Los plásticos tienen un papel fundamental para la agricultura y su uso es cada vez más frecuente. Gracias a los materiales plásticos, se mejora la producción de las cosechas, se limita la presión del medio ambiente y se mejora la calidad de los productos. Además, tiene como resultado un incremento de la producción, por ejemplo, el adelanto de las cosechas, menor dependencia de los pesticidas, mayor protección de los productos alimentarios y la conservación más eficaz del agua.

El plástico tiene múltiples beneficios en el sector agrícola. Entre las principales aplicaciones encontramos las siguientes.

-Invernaderos, túneles, acolchados, mallas, entre otros.

-Mantas térmicas

-Sistemas de riego

-Semilleros

-Láminas para estanques

-Bandejas, envases y otros similares

En la agricultura se utilizan diferentes tipos de materiales plásticos: poliolefinas como el polietileno (PE), el polipropileno (PP) y el copolímeto etilenvinilacetato (EVA). Policloruro de vinilo (PVC) y, con menor frecuencia, policarbonato (PC) y polimetilmetacrilato (PMMA). Estos plásticos proporcionan:

Soluciones sostenibles e innovadoras

El uso del plástico en la agricultura conserva el agua y permite utilizarla de forma más eficiente; además, para crear cultivos en regiones desérticas. Se aplica, también, en los tubos de plásticos para la micro irrigación, depósitos de plástico para recoger el agua lluvia y el uso de pesticidas de lo puede reducir manteniendo los cultivos en un espacio cerrado como un invernadero. Además, se reducen las emisiones de pesticidas a la atmósfera, ya que se quedan atrapados bajo la cubierta de plástico.

Mejora el reciclado

Una vez utilizados los plásticos en las cubiertas de los invernaderos, se pueden reciclar. Se los lava para quitar residuos de tierra, pesticidas, hierbas, etc. Después, simplemente se los puede volver a utilizar para la fabricación de nuevos artículos como muebles para exterior. Cuando no es posible el reciclado, estos residuos plásticos se los puede convertir en energía.

Como podemos ver, el uso de materiales plásticos trae diversas ventajas a los agricultores, ya que permite modificar la temperatura, tener un control de maleza, reducir el uso de químicos y agua. Esto, a su vez se convierte en ahorro de costos de producción y en la obtención de frutos de mayor calidad.